Evitar el exceso de fátiga y de daño muscular es fundamental en cualquier tipo de entrenamiento. En electroestimulación, el manejo de la duración de los tiempos de impulso eléctrico y de las pausas entre los mismos es una de las claves más importantes para conseguirlo.

Presta atención a esta unidad para aprender a secuenciar este factor.